Baldosas de WPC. Ecológicos y libres de mantenimiento. Sin deterioro: no se deforman, no se astillan. Resisten el sol, el calor y la humedad extrema. Apariencia de madera natural. Ideales para piscinas y jardines.